Era mi amigo
Era mi amigo

 

Era mi amigo pero yo lo amaba, lo amaba en silencio permanente, y mientras de sus amores él me hablaba, yo su frase oía tristemente, y yo sabía que mi sangre se estremecía cuando lo miraba.

Y al verlo junto a mi lo observaba, era mi amigo pero lo amaba, me gustaba estar junto a él a cada momento, nunca supo el amor que yo le tenía, porque él hablaba de su amada.

Era mi amigo, pero el día menos pensado, tomó mis manos entre las suyas, me miró a los ojos, y me dijo con ternura:

“Era a ti a quien amaba, te amo amiga"

 

Autor desconocido

Colaboración de Jessica
Uruguay

Escríbele
Ningún comentario