pensamientos, reflexiones, autoestima y motivacion
reflexiones, pensamientos, poemas de amor, poemas romanticos, autoestima y cartas de amor
poemas de amor, poemas romanticos, cartas de amor, poemas tristes

Home   Pensamientos    Reflexiones   Poemas   Contacto

¿Que hay de la diferencia de edades en el amor?

 

Analizaremos los patrones de ambos sexos de acuerdo a la edad, para que entiendas los desafíos que tienes cuando hay una gran diferencia de edad con tu pareja, y puedas superar tus retos en el amor con éxito.

Yo superaba en 7 años a una novia. Fui muy feliz. Su locura adolescente, su descaro ante la vida, su mirada de fuego ¡me encantaba!

Era muy activa. No me gustaba mucho la música que a ella le agradaba. Le encantaba el rock de moda: Juanes, Elefante, la canción de “tres lunares”… y yo me había quedado en la época de Miguel Mateos y Los Hombres G ¡imagínate!

Me sentía un tonto cuando íbamos a bailar, tocaban ese rock y yo para complacerla también bailaba. Yo le entro a todo pero… ¡que ridículo me sentía!

Este puede ser una barrera: los gustos musicales. Yo soy complaciente con mi pareja… pero no todos los hombres son igual. Y esta puede ser una importante diferencia que cause problemas en una relación de dos personas con diferencia de edad.

La mujer joven que les encanta bailar cumbia y salsa, y el hombre maduro que nació con dos pies izquierdos… parece un asunto pequeño, pero que se puede agravar con el tiempo.

El hombre celoso que no permite que su pareja baile con otros… ella hirviendo en deseos de bailar. Es una pequeña chispa que, con el tiempo, puede hacer estallar la relación.

No es exagerado afirmar que muchas causas de divorcios son porque el hombre o la mujer no comparten los mismos gustos musicales.

Los círculos sociales son distintos también. Imagíname yendo a una reunión en la que prevalecía esa música de rock, y todos los amigos de mi chica gritando y bailando como poseídos… y yo sintiéndome como un oasis en el desierto.

Oh imagíname hablándole a mi novia de cosas más intelectuales, y ella no mostrando mayor interés…

En tal caso, una chica joven y culta es la respuesta.

Otra: las adolescentes son como niñas caprichosas de tres años. Se enojan por tonterías, quieren que las mimes y consientas… como a una niña de tres años.

Te hacen berrinches por cosas sin importancia… y uno como hombre quiere a una pareja… no a una niña chiquita, a la que hay que cuidar como si fuera tu hijita.

Eso puede llevar al borde de la desesperación a un hombre que le lleva años de ventaja a su pareja. Y puede ser causa de conflictos.

A las mujeres, me lo han dicho, les gustan los hombres que sean “hombres”. No les gusta ser mamás de un “niño”.

Por eso, se sienten inclinadas hacia un hombre varios años mayor que ellas.

Cuando hay diferencias de edad… hay diferencia de madurez emocional.

Uno se trata de enfocar en el problema… la otra parte, la de menor edad, suele ser egoísta y caprichosa. Se enfoca en sus deseos egoístas, y no ve las cosas objetivamente.

Esa puede ser la causa de mayores problemas entre dos personas con muchos años de diferencia: la madurez emocional de uno y otro. Dos personas que ven un mismo problema con puntos de vista irreconciliables.

El no poder ver un problema desde el mismo punto de vista, puede llevar a la ruptura.

De acuerdo a la edad, las prioridades de ambos sexos van cambiando. Vamos a analizar algunos aspectos, para que comprendas mejor una relación de este tipo.

Las mujeres maduran más pronto que los hombres. Una chica de alrededor de 15 años puede ser más inteligente e intuitiva que un hombre de la misma edad.

La adolescencia, es la edad en que se van desarrollando las opiniones acerca de la vida.

Pero en el inter, antes de llegar al punto de la madurez intelectual y emocional, están en el limbo.

Cuando escucho conversaciones entre adolescentes, honestamente me parecen tan vacías… basta que te des una vuelta por una comunidad en internet para jóvenes o un foro, para que te des cuenta de la falta de calidad y profundidad de sus diálogos.

Esto es normal, y es un paso necesario hacia la madurez.

Las mujeres, por su sensibilidad, maduran antes. Y llegan a hacérseles aburridas y poco interesantes las conversaciones con los hombres de su misma edad.

Y es cuando la figura de un hombre mayor, con inteligencia –al fin, dirían las mujeres- comienza a resultarles atractivo.

En la adolescencia, el descubrir las sensaciones eróticas que despierta el sexo opuesto puede hacerte adicto a las sensaciones físicas.

En esa época, las mujeres prefieren a un chico guapo o musculoso. Los hombres, a una mujer bonita y con buen cuerpo.

Para los hombres, descubrir la sensación del sexo puede convertirse en una adicción.

Para las mujeres, gradualmente cambian su necesidad del hombre guapo, por el del hombre comprensivo y romántico.

Los hombres duran un tiempo mayor en su deseo físico por la mujer.

La mujer, hasta los 20 años aproximadamente, lo hace todo movida por el amor. No piensa con la lógica… piensa con el corazón.

Al pasar la edad, comienza a pensar en la situación económica del “candidato”.

Un par de amigas, de alrededor de 22 años, me platicaban de sus pretendientes.

Y aparte de los pros y contras de las características personales de cada pretendiente, ambas me mencionaban: “ah, pero el es ingeniero y también hay que ver eso. El otro no”, o “es que no estudia, y uno como mujer también lo piensa, que le voy a dar a mis hijos”.

No hay que pensar en que las mujeres son interesadas. Atrás de su búsqueda de alguien proveedor de dinero, está la seguridad del sustento que da saber que su pareja tiene dinero.

Pero las mujeres, cuando se pasan de los 30 años… su prioridad hacia el dinero, más que en el amor, crece drásticamente. Conocí a dos mujeres que pasaban esa edad, y que con toda franqueza me preguntaban “¿Cuánto ganas?”.

Otros amigos me compartían con decepción, que cuando andaban cortejando mujeres maduras, les hacían esas preguntas. Mujer, tienes que saber que esa pregunta nos decepciona a los hombres. Nos gusta sentir que nos valoran por lo que somos… no por cuanto ganamos.

Otras preguntan “¿Tienes coche?”. En lo personal, de ese tipo de mujeres… huyo a la velocidad del sonido.

Para los hombres, después de la excesiva complacencia en la emoción del sexo, este ya no llega a saciarlos. Los deja vacíos, y buscan algo emocional. Ahora si.

Generalmente, al mismo tiempo que los hombres buscan algo emocional… es porque las mujeres ya están pensando más en el dinero.

Sabes? Pienso que el momento ideal, es cuando un hombre ha superado su necesidad de sexo, y tiene ahora una necesidad de algo emocional. Y la mujer, está en su momento emocional como prioridad todavía… aunque también comienza a pensar en el dinero.

En tal caso, se sincroniza la necesidad emocional del hombre maduro y de la adolescente al mismo tiempo. Y al ser un hombre maduro que probablemente ya tiene una estabilidad económica, llena esa necesidad de la mujer adolescente también.

Es por eso que son tan atractivas esas parejas de, por ejemplo, la mujer de 22 años y el hombre de 32.

Si ambos tienen 19 años, por ejemplo, el hombre está hambriento de sexo. La mujer… de mucho amor. Sus necesidades no son las mismas y no se sincronizan.

Si la mujer tiene 30 años, y el hombre 20… un hombre hambriento de sexo, y una mujer hambrienta de dinero...

La mujer puede manejar a ese chico por medio del sexo… si a cambio, el le da regalos costosos y la lleva a lugares caros.

En todo caso, cuando la mujer es llenada en el aspecto amoroso… su deseo sexual puede crecer por su pareja también. Y cuando el hombre recibe el sexo que necesita… también puede comenzar a amar a su pareja.

Por eso, el que el hombre no se mayor que la mujer no significa que vayan a fracasar. Simplemente comprende las necesidades de cada sexo de acuerdo a su edad, para satisfacerlas.

Y no estoy afirmando que lo que digo sea una regla. Son patrones.

Por ejemplo, he conocido a chicas de 17 años muy interesadas en el dinero. También, mujeres que superan los 30 años cuya prioridad es el amor.

He conocido hombres que, a los 40 años, aún no maduran emocionalmente y todavía siguen en la excesiva complacencia del sexo…

Estos patrones que te doy, son solo una guía. Escucha con todo tu ser a tu “candidato”. Ve sus reacciones físicas, como se desenvuelve, lo que dice, cómo lo dice, para que sepas en que momento está de los que describo, y sepas satisfacer sus necesidades… o mejor huir a la velocidad del sonido, antes de que sea tarde, si sientes que no te conviene.

El amor no sabe de diferencia de edad. Es impredecible y, como ladrón en la noche, llega sin previo aviso.

No puedes controlar cuando llega… pero si decides que no es para ti, puedes cerrar la llavecita de tu corazón. Eso sí está bajo tu control.

Repito: Solo di patrones de acuerdo a la edad. Con base en mi experiencia, son los más recurrentes. Pero no son reglas, para que nadie se sienta ofendido, eh?

¡¡¡Suerte!!!

 

Colaboración de Edgar Martínez
México

 

 


¿Te  gustaría  que  tus escritos aparezcan en Tu Breve Espacio? Te doy el crédito por tus colaboraciones. Escríbeme

También dime si deseas que ponga tu correo en tus colaboraciones o no.

¡Gracias!

links  y  galardones